Camino al Éxito

Para llegar al final de este camino de una manera sencilla más no fácil, y tener la seguridad que lo puedes lograr debes tener en cuenta lo siguiente:

DEFINE TU SUEÑO: Establece tus objetivos o sueños para tu negocio. Debes de esta manera tener claro  cuál es la meta o el destino antes de empezar el viaje.

Las personas de éxito saben lo que quieren y por qué lo quieren, por ello logra ser una de ellas.

El sueño es una fuente de energía ¡Sueña en grande!.

COMPROMÉTETE: Nada que valga la pena en la vida se obtiene sin compromisos, por eso debes comprometerte con tus sueños, tus metas, tu familia pero sobre todo con tigo mismo; para que de esta manera logres obtener resultados positivos.

REALIZA UNA LISTA: Por qué crear una lista? Por que los  negocios consisten en crear mercados y cuando se habla de mercados esta en entender que cada persona tiene un gran potencial atreves de su lista de contactos los cuales pueden ser útiles para lograr lo que deseas.

El inventario de tu negocio es la lista de personas que tú conoces  ya sea cercana o solo relacionados. Tú tienes un circulo de familiares, amigos, conocidos  y estos a su vez también tiene su círculo de familiares, amigos, conocidos los que se pueden convertir en tus referidos y por qué no, ! llegar a ser tus clientes!, por eso no debes prejuzgar a nadie e incluir a todos en tu lista.

Haz tu lista grande siempre teniendo en mente la realización de tus sueños.

INVITA: Contacta e invita a los que pueden llegar a ser tus clientes, ten en cuenta siempre tu lista. El propósito de invitar es lograr un encuentro para presentarle de que se trata tu negocio y qué servicios le puedes ofrecer. Aquí la clave es: Ser entusiasta, ser profesional y buscar ayuda en tu equipo de apoyo.

EVALÚA TU PROGRESO: Toda empresa que inicias, necesita ser evaluada para que mantenga su rumbo. Acepta que tienes en tus manos la creación de una gran empresa, crea el hábito de consultar con tu equipo de apoyo ya que es clave importante para tu éxito. En esta reunión puedes revisar el comportamiento de tus metas, el avance que has tenido en cada aspecto y las oportunidades que tienes para mejorar, todo enmarcado en el logro de tus sueños.

Verifica y celebra con tu equipo cuando logres tus metas, pero también revisa cuando  las cosas no salgan como esperabas, se proactivo no esperes que te digan  que evalúes tu progreso.

“La gente exitosa comete más errores que la demás gente, la diferencia subyace en  que los primeros admiten sus errores, se ríen y aprenden de ellos,  eso es los que los hace más fuertes y finalmente alcanzan el éxito.”